Susana Canel
 
 
Cefalù. Montañas, casas, playa y botes.

Descubriendo Cefalù, Sicilia

Por suerte fui a Cefalù ¡Qué bello que es! Me alojaba en Palermo y decidí dedicar medio día para andar en tren a conocer Cefalù y volver a la noche.

Como siempre me sucede, me resultó muy poco tiempo!!! Sería lindo quedarme una o dos noches…

Llegué a la estación y comencé a caminar hacia la parte histórica que está muy cerca. En el caso histórico me encontré en medio de hermosas callecitas llenas de historia. Las montañas de rocas por un lado, con un castillo en la cima de una de ellas, llamado Rocca di Cefalù, y el mar por el otro lado.

Me fascinó la arquitectura.

Se supone que el origen de Cefalù es fenicio. Pero es muy ecléctica debido a las distintas civilizaciones que la han habitado. Entre éstas los Normandos que han dejado hermosas edificaciones.

Caminando caminando… Oh sorpresa ¡qué belleza! La Catedral!!! Es normanda de estilo bizantino.

Leyenda del origen de la Catedral

Cuenta la legenda, que el conquistador normando Ruggero II d’Altavilla, re di Sicilia, Puglia e Calabria, después de escapar de una tempestad llegó sano y salvo a Cefalú. Para cumplir con el voto por la gracia recibida ordenó la construcción de la Catedral, allá por el año 1131.

Cefalù. Catedral. 'A gloria del SS. Salvatore e dei Santi Pietro e Paolo.'
Cefalù. Caffè e cannolo siciliano.'

Cannolo siciliano

Llegando al centro histórico... lo primero es lo primero, a reponer fuerzas!!! ¿Cómo? con un buen expresso, cannoli siciliani y Coca Cola… qué mal Susana, esto de la Coca Cola es imperdonable...lo admito!!!!

Ojo, a no ofender a los sicilianos muy orgullosos por tener de las mejores pastelerías del Mundo, famosísima.

¡Quiero decir que mejor no se te ocurra pedir una especialidad de otra región, se ofenden mucho y con razón! Le pasó a una prima mía, pidió una especialidad napolitana, se ofendió tanto el dueño de la «pasticceria» que no le vendió nada. Mi prima habla italiano, el hombre habrá pensado que era italiana. Fue gracioso, porque el pastelero le preguntó si sabía "dónde" estaba, ella le respondió que en «Sicilia», y esto lo preguntó para hacerle notar que lo que pedía era de otra Región.

Realmente las especialidades sicilianas son exquisitas. Muero por la cassata siciliana, no es un helado, es una especie de masita en base a almendras.

En el Centro histórico.

Caminé unas nueve cuadras hasta llegar a la Catedral. O sea, que está ahí nomás de la estación de trenes. En el camino vi la Iglesia del Purgatorio y en la Piazza Garibaldi vi la torre con el reloj.

La Piazza del Duomo, frente a la Catedral, es un lugar muy pintoresco, con confiterías con mesitas, palmeras, macetones con flores, negocios de souvenirs, edificios públicos, distintos estilos arquitectónicos, en fin, de todo un poco ¡Y reina el sol! Subiendo una alta y ancha escalinata se llega al atrio de la Catedral al que se entra a través de un portón de hierro forjado. Está rodeado de un bellísimo enrejado.

El casco histórico está encajonado por un lado por el mar y por el otro por una montaña de roca absolutamente vertical, es increíble. No tuve tiempo de subirla. Hay un camino para llegar a la cumbre y visitar las ruinas de un castillo llamado Rocca. Quedará pendiente para otro viaje.

Cefalù. Piazza Garibaldi. Orologio.
Cefalù. El muelle y la Rocca.

En la costa.

Algunas casas están directamente sobre el mar porque hay partes en que no hay playa. Puedes verlas en la foto. Cerca del muelle hay una playita donde descansan pintorescos botes de colores. En cuanto descubrí un banco vacío, de esos que están en el muelle, de frente al mar, me senté a ver ese increíble paisaje ¡Qué paz! ¡Todo tan romántico! Claro que no tuve que esperar mucho tiempo para que se me acercara un italiano a charlar e invitarme a un café. Rechacé la oferta. Me causó gracia. Seguí caminando por el muelle. Encontré unas barras de hierro llenas de candados oxidados ¿También los amores se habrán oxidado?

Il tramonto

Luego volví hacia el casco histórico para recorrer otras callecitas, más comerciales que las que ya había recorrido. Y, lentamente acercarme a la estación para tomar el tren. Pero esta vez por la costanera con rambla. Esta parte está fuera del casco histórico, la edificación es nueva y tiene unas hermosas playas muy anchas. Y allí me encontró «il tramonto« (el atardecer). Es hermoso el color dorado que adquiere Cefalù al atardecer. Lo puedes apreciar en la foto.

Cefalù. Vista desde la playa ancha en la parte moderna de la ciudad.
Cefalù. Centro histórico de noche.

¡Peripecias con el tren!

Llego a la estación con tiempo como para beber un cafecito en el bar de la estación, de pie porque no hay donde sentarse, y tomar el tren ¡Tomar el tren! Eso creía!!! Pero confirmé la información que había leído en los blogs de otros viajeros, en Sicilia no se puede confiar en los medios de transporte. Son un desastre. No cumplen los horarios, los cancelan sin aviso ¡Socorro! En la pantalla decía que mi tren tenía una demora de 15 minutos. Me siento en la estación a esperar, comenzaba a hacer frío porque ya era de noche y había viento. Corrigen la información ¡Ahora la demora es de 50 minutos! ¡Si lo hubiera sabido antes me quedaba en el centro histórico a cenar! Como veo que va para largo vuelvo al bar para ver qué puedo comer y … estaban cerrando!!! Solamente pude comprar una bolsita de papas fritas. Decidí volver al centro histórico ya que no había nada de nada en la estación. Gracias a eso pude conocer Cefalù de noche y la cosa sorprendente es que estaba lleno de gente. Tenía mucha vida, mucho movimiento. Muy alegre. Me gustó mucho.

Sucedió un 21 de marzo de 2017

Volví a la estación y ahora mi tren tenía un atraso de 1 hora y quarto!!! ¿Podés creerlo? ¡Habría podido cenar! Pero vi que estaba por llegar otro tren que también iba a Palermo, así que tras una espera de algunos minutos tomé ese. Y me comí las papas fritas para ir tirando. La cena fue en Palermo.

A continuación agrego más fotos. El motivo de agregar más fotos es porque tal vez te ocurra como a mí. Cuando quiero hacerme una idea de cómo es un lugar para decidir visitarlo, busco fotos en la Web y encuentro siempre las mismas fotos repetidas, fotos de los lugares turísticos, de monumentos, iglesias, en fin, no me hago una idea de cómo es el lugar, de qué cosa voy a encontrar al llegar. Y como yo saco fotos a cada paso, bueno, las organicé en el orden en que iba caminando y descubriendo los sitios. Me gusta sacar fotos de cosas que me llamen la atención, por ejemplo, el auto intentando girar en una callecita estrecha, los candados oxidados dejados por los amantes, los árboles saliendo de las paredes de las casas, la decoración de los negocios de artesanías, las vidrieras con las artesanías, la gente tomando sol en la escalinata de la catedral, otros sentados admirando el paisaje, la Rocca con los árboles arriba, las calzadas de travertino con ese brillo tan particular. En fin, miles de detalles que hacen de Cefalù un lugar mágico.

Cefalù. Bar, restaurante Helios, de noche. Via Giacomo Matteotti.
 
...por eso mientras sueñas con tu viaje a Cefalú puedes hacerte una idea de cómo es mirando mis fotos...
 
Ir al articulo
Descubriendo Cefalù, Sicilia
Ir al articulo
Parco Archeologico Via Appia Antica. Via di Cecilia Metella
 
 
 
Todavía no hay ningún comentario sobre este artículo (te están esperando)
 
 
 
☎ (011) 4543-5278
info@susanacanel.com
YouTube
Facebook
Instagram
Belgrano
Buenos Aires
Argentina